Urgencias - Emeergencias vittal Urgencias (011) 4000-8888
Osteoporosis: causas que la producen y hábitos para prevenirla

Osteoporosis: causas que la producen y hábitos para prevenirla


El 20 de octubre se conmemora el Día de la Osteoporosis, una enfermedad que se caracteriza por la disminución de la masa ósea y afecta generalmente a las mujeres mayores (después de la menopausia). Existen ciertos hábitos simples que pueden incorporarse fácilmente para prevenir esta enfermedad. En la siguiente nota te contamos cuáles son y cómo llevarlos a cabo. Además, enterate cuáles son las principales causas que pueden producir Osteoporosis y cómo detectarla mediante las señales de alerta que pueden llegar a presentarse. Todo lo que tenés que saber en esta nota.

En su etapa inicial, esta patología no suele presentar síntomas, por lo que casi siempre se descubre cuando se produce una fractura debido al adelgazamiento y debilitamiento de los huesos, especialmente en las caderas, muñecas y columna vertebral. Otras señales de alerta son el dolor de espalda, que puede ser causado por la fractura o el colapso de una vértebra; la pérdida de estatura con el transcurso del tiempo, y la postura encorvada.

¿Cuáles son las principales causas por las cuales se produce la Osteoporosis?

  • Envejecimiento: la edad avanzada produce una disminución en la cantidad del hueso, por lo que cualquier persona puede padecerla.
  • Dieta pobre en calcio: el calcio es fundamental en la formación del hueso. Se encuentra sobre todo en la leche, derivados lácteos, pescado azul y frutos secos.
  • Inmovilización prolongada: ya sea por enfermedad o por sedentarismo.
  • Algunos medicamentos: por ejemplo, el uso prolongado de esteroides, antiepilépticos o fármacos para la tiroides.
  • El exceso de tabaco, alcohol o café.

¿Qué hacer para prevenir la Osteoporosis?

  • Nutrición adecuada: ingerir alimentos con calcio, como la leche y derivados lácteos. Evitar el consumo excesivo de tabaco o alcohol.
  • Ejercicio físico: mantener una vida activa y hacer alguna actividad deportiva razonable, adaptada a la edad y características de la persona.
  • Densitometría: las normas internacionales indican realizar una densitometría a partir de los 64 años (salvo en pacientes con alto riesgo).
  • Tomar sol en horas en que no haya riesgo de exposición a rayos ultravioletas ayuda a mejorar los niveles de vitamina D.

Estos cuatro hábitos simples y cotidianos ayudan a cuidar la salud de nuestros huesos, pudiendo así prevenir la Osteoporosis.